Toma de Decisiones en Mercadotecnia para Conquistar Mercados

En un mercado global tan cambiante y competitivo, donde los consumidores cada vez, están más empoderados, gracias a la tecnología que les permite interactuar en la coproducción de productos y servicios, opinar sobre una marca determinada bien sea para favorecerla o para desprestigiarla, es prioritario la toma decisiones en mercadotecnia, para conocer lo que piensa y desea ese posible consumidor y garantizarse, como marca, los primeros lugares ante la competencia.

Tomar una decisión, se refiere a escoger una opción entre varias alternativas y en el entorno empresarial, la toma de decisiones en mercadotecnia no puede ser motivada por la rutina, el azar o la comodidad ya que, una decisión incorrecta puede abrir una puerta al fracaso en un mercado cada vez más difícil de penetrar y conservar.

Al emplear estrategias de mercadeo se debe analizar información sobre mercados potenciales que aún no se conquistan y evaluar aspectos como los cambios de hábitos de compra de los clientes, la competencia, la expansión del mercado y los costos de los errores.

Al existir tanta variabilidad en los mercados, es complejo conocer a ciencia cierta, cómo reaccionará el consumidor en el futuro. Es por esto que, una forma oportuna de tomar decisiones en mercadotecnia, es mediante variables de mercadotecnia, que facilitarán a los gerentes y su equipo de trabajo la toma de decisiones.

Variables para una toma de decisiones en mercadotecnia

Análisis interno de la organización

El análisis interno es la mejor manera de conocer los recursos y potencialidades que tiene la empresa, porque permite realizar una planificación estratégica para propiciar una óptima toma de decisiones en mercadotecnia, que facilitará superar las debilidades.

De la manera más objetiva posible, por medio de una investigación seria, se debe establecer ¿qué información se va a recabar?, ¿cuáles departamentos facilitarán la información?, las técnicas de recolección de información (entrevistas, revisión de informes financieros, etc.) y al final evaluar la información.

Asimismo, determinar las debilidades de la empresa y establecer las metas que se desean lograr. Es fundamental definir correctamente los objetivos, pues de este modo es posible diseñar las acciones para el logro de los mismos.

Inteligencia de los  mercados

Esta variable es parte de la gestión estratégica de la empresa. En el ámbito de la mercadotecnia consiste en, conocer el mercado a través de información cualitativa y cuantitativa, que determine hacia dónde va la compañía y el comportamiento del mercado donde se desarrolla.

La inteligencia de mercados permitirá definir, cómo se posiciona la empresa ante sus competidores, las oportunidades de negocios que tiene, así como las fortalezas y debilidades. Al conocer todos estos aspectos se pueden reorientar los procesos para aumentar la productividad y obtener el mayor rendimiento en el mercado.

La inteligencia de mercados como instrumento para la toma de decisiones en mercadotecnia, analiza tres entes involucrados en el mercado de negocios como son el consumidor, la compañía y la competencia. Si una empresa desea ser exitosa debe saber identificar y mejorar las ventajas que tiene su producto o servicio ante la competencia y de esta forma, lograr persuadir a los clientes sobre estas ventajas.

La Demanda

Esta variable interviniente en la toma de decisiones en mercadotecnia, analiza el comportamiento del consumidor. Determinando lo que espera el cliente de los productos o servicios, qué necesidades quiere satisfacer, si puede adquirirlos a los precios establecidos en el mercado, en qué lugares serán distribuidos los productos, si existe suficiente disponibilidad de bienes y servicios.

Cuando las empresas analizan la demanda pueden conocer la estructura del consumo de productos y servicios, si los consumidores son empresas o personas naturales, distribución geográfica de la demanda, qué origina la demanda, necesidades potenciales y volumen de ventas. 

Tomando en consideración estos aspectos se analizan las formas para lograr con eficiencia y calidad cubrir las expectativas de los consumidores.

Administración de la Empresa

La administración de empresas como ciencia consiste en un proceso en el cual se realizan actividades como planificación, organización, ejecución y control, con las que la organización, utilizando recursos humanos y de otros tipos, alcanza las metas propuestas.

En la era de la globalización y digitalización de los mercados, los procedimientos administrativos de las empresas y sus estrategias por medio de la tecnología, se han renovado para adaptarse a todos los eventos cambiantes del mercado.

Asimismo, la orientación de los negocios no se refleja solamente en lo que ofrece la empresa, sino que le da un lugar privilegiado al cliente, que debe ser fidelizado con diversas tácticas provenientes de la toma de decisiones en mercadotecnia, porque es más económico mantener una cartera de clientes, que iniciar la búsqueda de una nueva.

Tecnología

El avance acelerado de la tecnología en los negocios 4.0, con la inclusión de la Internet, ha permitido que las organizaciones se reinventen y aprovechen las oportunidades del marketing digital  para ofertar sus productos o servicios de otra manera, llegar a un público y lugares nunca antes planteados, acceder a nichos de negocios que le dan versatilidad a la compañía a la hora de hacer nuevas propuestas de negocios y  tener acceso a muchas alternativas que apalancan a la organización hacia el éxito.

Las organizaciones que deseen ser competitivas y no desaparecer en un mercado rodeado de tecnología, cada vez más difícil de penetrar deben enfocarse en las mejores estrategias de marketing ya que, las mismas permitirán establecer un plan de trabajo donde se encuentra implícita la toma de decisiones en mercadotecnia.

Al tomar las decisiones más oportunas en mercadotecnia, se puede determinar en qué etapa del ciclo de vida se encuentran los productos o servicios que ofrece la empresa. Además de satisfacer las necesidades de un consumidor exigente con productos y servicios innovadores, que estarán en ventaja con respecto a la competencia. Todos estos aspectos permitirán, aumentar la productividad y recibir un mayor retorno de la inversión, garantizando a la organización una posición estratégica en un mundo de negocios digital y globalizado.

Empleando las variables anteriormente descritas se puede recabar información importante y relevante que, permitirá a los gerentes realizar la toma de  decisiones en mercadotecnia. Éstas favorecerán dirigir la organización por los caminos correctos hacia el logro de los objetivos.

Incluso si en la empresa o emprendimiento no se cuenta con especialistas en mercadeo, recurrir a asesores externos calificados es siempre una de las mejores opciones.