Marca país Venezuela, Potencial por Descubrir

Marca país Venezuela, Potencial por Descubrir

La Marca país Venezuela se define como la maniobra estratégica de marketing que se utiliza para posicionar internacionalmente a Venezuela. A través del ofrecimiento de recursos nacionales que son baluarte.

Sin embargo, para establecer una marca país  es necesario contar con una sólida economía. Aunque no es la realidad de  Venezuela hoy día, aún es posible aprovechar algunos de sus recursos para definir su Marca País.

La marca país es una táctica utilizada para capitalizar la notoriedad del país anfitrión. Y así, situarse ventajosamente en los mercados internacionales. Habitualmente la marca país se puede confundir con una campaña de promoción turística. Sin embargo, no es para nada lo mismo. 

Es, más bien, una idea interesante que se propone para dar valor agregado a lo que ofrece tiene para ofrecer un país. Tanto a visitantes como a  potenciales inversionistas. Actualmente en el mercado internacional los países que tienen algunas particularidades especiales de oferta, se están construyendo como marca país. 

Esta estrategia comercial facilita la evaluación de las condiciones de la nación, ya sean tangibles o intangibles, y la posibilidad de adaptase a las aspiraciones foráneas. Sin embargo, posicionar la Marca país Venezuela es un esfuerzo que actualmente realiza el Estado venezolano. Naturalmente también involucra al propio sector productivo. Ambos sectores evalúan una serie de factores  para determinar si se cuenta con la posición y lo necesario para fortalecer la Marca país Venezuela.

No obstante, al definir la Marca país Venezuela las peculiaridades más relevantes del país como por ejemplo, los recursos naturales, logran protagonismo.

También se pueden incluir los mercados comerciales y de servicios tradicionales, como la gastronomía, sector fuerte y de gran auge. En Venezuela, estos productos plasman una imagen de lo qué es y lo que ofrece el país. De esta manera, influye positivamente la Marca país Venezuela a nivel internacional.

En el posicionamiento global de países como destinos comerciales se consideran los índices de gestión y de riesgo asociados también a determinada marca país. Hoy en día se puede observar cómo diversas potencias han evolucionado en la consolidación de su marca país. Como por ejemplo: Rusia, México y China, entre otros.

A través de la evaluación de la marca país, estas naciones  exponen su mejor cara, proyectándose como países modernos con reputación y esencia. Generalmente, el empuje de la marca país está asociado también a una imagen fresca y  renovada.En este caso, ¿Qué está ofreciendo Venezuela para construir y consolidar su marca país? La respuesta está en las combinaciones que la hagan atractiva para cualquier visitante o inversionista. Así se sabe que Venezuela cuenta con recursos promocionales que sirven para conformar su marca país. Tales como la atractiva geografía para el turismo natural en el Parque Nacional Canaima o el  Archipiélagos de los Roques.  

Sin dejar de mencionar los llanos, las montañas los ríos y playas de las cuales depende gran parte de la economía de este país. Aunado a las grandes reservas de minerales de oro, petróleo, carbón, diamantes que se encuentra en suelo venezolano. Sin embargo, el éxito de la Marca país Venezuela, en este momento depende más de actuaciones políticas claras y centradas que estimulen la inversión.

Otro recurso para explotar es su cultura, considerada como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad. Con expresiones folklóricas como los Diablos Danzantes de Venezuela y los Carnavales del Callao. Ambos parte de la identidad de un país que posee un potencial rico en tradición y gentilicio.

Según un informe de Competitividad Turística del 2015, del foro Económico Mundial (FEM), el país se ubica en el puesto 110 de un total de 141 países. Muy por debajo de Albania, Kuwait, Nicaragua e incluyendo a El Salvador. Lo que refleja una deficiente política de estímulo al turismo externo.

Por tal razón, Venezuela en estos momentos no es considerada un país turístico. Su economía se inclina más en producir y exportar petróleo, que invertir en materia turística. Según comentario realizado por Juan Carlos Guinand, Empresario turístico en Venezuela.

Por consiguiente, la Marca país Venezuela, se reconoce principalmente en el mundo sólo por bondades energéticas como el petróleo. Sin embargo, no cuenta con una visión clara de donde se quiere llegar en esta materia, al reducir progresivamente su producción. La  marca país no se esgrime para manipular ni minimizar los caminos entre la percepción y realidad. Al contrario, para constituir las bases que harán la diferencia  de un país con respecto a otro.

Las cualidades del país y sus bondades deben estar por encima de los intereses partidistas. O se corre el riesgo de impactar negativamente sobre el branding país.

La Marca país Venezuela, debe ser robustecida y engrandecida permanentemente por la inversión en el área comunicacional que esté dirigida al ámbito internacional. En los países desarrollados los ministerios y las organizaciones se encargan de establecer y comunicar congruentemente la marca nacional. Con el fin de evitar desconcierto o malas interpretaciones.

Por este motivo este proceso debe ser administrado por los niveles más alto del Estado. Lo que implica para la  Marca país Venezuela dos retos esenciales:

  • Fundar una cultura de valía entre sus habitantes, junto al fortalecimiento de los elementos de identidad.
  • Concentrar el esfuerzo en un solo concepto y afianzarlo con las estrategias comunicacionales a nivel nacional e internacional.

Sólo de esta forma, se comenzaría hablar de la construcción estratégica de la Marca país Venezuela. Así, los nacionales vivirán realmente la marca y su reputación como país. Forjando nuevas  actitudes y comportamientos positivos hacia el país.

No obstante, la construcción, permanencia y evolución de la  Marca país Venezuela, dependerá de que mantenga su posicionamiento en el tiempo. Aún así, la marca país puede ser susceptible a  cambios y  manifestaciones que se experimentan en otros países.

Es decir, una imagen de un país que  evoluciona puede ser controlada. Como ejemplo se tiene, lo que sucede en la India. En la actualidad las percepciones sobre este país son muy diferentes. Anteriormente se identificaba  por su espiritualidad y  pobreza. Ahora muestra un crecimiento empresarial y desarrollo tecnológico. Lo mismo pudiera suceder con la Marca país Venezuela.

En conclusión, una de las claves de éxito de una marca país es que se resalte y se note la diferencia entre otras marcas. Aunque la estrategia de comunicación varíen en cada país, el mensaje siempre es el mismo. Promocionar el producto que los define como nación.

Otro elemento clave es el concepto de inclusión. Sin la participación del gobierno, el sector privado y  el apoyo de sus ciudadanos, ninguna campaña  tendría el impacto deseado. La mejor campaña publicitaria es diseñar una estrategia basada en el marketing comercial interno. Que implica vender lo que se tiene y no lo que se espera tener. Sin esta meta clara y definida, no se logrará  posicionar efectivamente una marca país.